Carlos Félix

  / miércoles 6 de febrero de 2019

A leer La Cartilla

Ayer se conmemoró el 102 aniversario de la promulgación de la Carta Magna, documento que puso las bases legales para volver al orden constitucional durante la lucha contra la dictadura huertista. A la ceremonia alusiva de ayer en la Plaza de Armas de Cuernavaca, por cierto, fue invitado el Presidente Municipal de la capital, Francisco Antonio Villalobos Adán, lo que representa un signo positivo en su relación con el gobernador Blanco.

Pero hablando de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos de 1917, es la que establece el sistema federal, la separación de poderes, la no reelección, la división del poder legislativo en dos cámaras y una comisión legislativa permanente. Con fundamentos sociales (las garantías individuales) actualizó las demandas del pueblo, normó las relaciones obrero-patronales, encauzó las conquistas agrarias y educativas y marcó la recuperación del dominio de la nación sobre sus riquezas naturales, Fue pues, paso fundamental para consolidar el régimen jurídico-administrativo del país.

A más de un siglo de su promulgación, el presidente Andrés Manuel López Obrador repartió los primeros 10 mil ejemplares de un contenido llamado Cartilla Moral, obra que hace 75 años Jaime Torres Bodet, Secretario de Educación Pública solicitó al ensayista y escritor mexicano Alfonso Reyes para utilizarla como material educativo de una Campaña Nacional contra el Analfabetismo. Retomada ahora por el gobierno de López Obrador, dijo ser “un primer paso para iniciar una reflexión nacional sobre los principios y valores que pueden contribuir a que en nuestras comunidades, en nuestro país, haya una convivencia armónica y respeto a la pluralidad y a la diversidad”. Paradójico entonces, que AMLO confesara que ha intervenido en el Poder Judicial y que si no le gusta una sentencia denunciará públicamente al juez, exponiéndolo al escarnio porque “el pueblo se cansa de tanta pinche transa”.

Pero para muchos, “la moral es un árbol que da moras”, como decía el político Gonzalo N. Santos; nada que ver con el escritor Ernest Hemingway quien sostuvo que “la moral es lo que hace a uno sentirse bien y lo inmoral es lo que hace a uno sentirse mal”. Claro que esa máxima no aplica para quienes están vacunados contra los escrúpulos. Por eso se ha echado mano de otras estrategias. ¿Conocen la expresión "leer la cartilla"? sinónimo de reconvenir, reprender o echar la bronca a alguien si no cumple como corresponde y que proviene de los tiempos de la fundación (1844) de la Guardia Civil, Fue este un reglamento militar que inculcase a los futuros guardias los valores del cuerpo. Así nació la cartilla, un manual que recogía todas las normas disciplinarias.

Desde entonces “leer la cartilla” fue empleada cuando hay que recordarle a alguien sus obligaciones o regañarle si se las ha saltado. Curiosamente, en inglés existe una expresión parecida: to read the Riot Act (leer la Ley Antidisturbios, una ley promulgada por el Parlamento Británico en 1700 que tenía que ser leída en voz alta a los trabajadores para prevenir tumultos y asambleas. Pues estamos en busca de quien aplique la constitución o le lea la cartilla a quienes trastocan la convivencia social, ya sean los que presuntamente en un una (o varias) camionetas “levantan” mujeres en Cuernavaca y otros municipios de Morelos; o los que han generado la psicosis por el acoso y secuestros a mujeres en el Metro de la Ciudad de México o los estragos del el huachicol.

Nuestra constitución fue de las más avanzadas en su tiempo, y hoy es de las más manoseadas, hasta casi perder su esencia, por tantas reformas. Dos hechos ejemplifican su casi obsolescencia: la nueva salida del aire del programa radiofónico “El Txoro Matutino”, polémico por quien lo encabeza y su relación con personajes del poder y otro, el cateo al rancho 'El Palmar', ubicado en la carretera Mazatepec-Puente de Ixtla propiedad de que fuera delegado de Sedesol, el panista Oswaldo Castañeda. En el inmueble se encontraron armas de fuego y presunta mariguana, informó la Fiscalía General del Estado de Morelos, pero sin detención o aseguramiento de nadie. Raro.

Como es raro que el programa de estancias infantiles (hoy en la Secretaria de Bienestar) sufra un recorte que lo paralice. La Presidenta de la Junta Política y de Gobierno del Congreso de Morelos, Tania Valentina Rodríguez Ruiz ya adelantó que propondrá un punto de acuerdo para exhortar a las instancias federales a atender lo que tanto afecta a madres trabajadoras y familias enteras. Familias, muchas de ellas, que recibieron con sorpresa y enojo el incremento en el precio de las casetas de las carreteras aplicado precisamente durante el primer fin de semana largo, vulgo puente. ¡Y si el Sr. López hace una consulta para ver si queremos peajes más baratos?

Y por último, una simple comparación: mientras muchos hicieron “Acapulco en la azotea”, el alcalde de la ciudad y puerto de Veracruz, Fernando Yunes (hijo del ex gobernador Miguel Ángel) se fue a ver el Súper Bowl a Atlanta. ¿Inmoral, incorrecto? Juzguen ustedes. Como si lo es que el jefe del ejecutivo morelense se haya ido a la playa. En contraparte, el presidente municipal de Cuernavaca, Toño Villalobos, chambeando y fuerte. Cuestión de estilo, arraigos, amor y vocación por lo que haces y claro, sentido de la responsabilidad.

Otro día hablamos de Mamado Nervo, autor preferido de doña Beatriz Gutiérrez Müller. Hoy cito al escritor y filósofo José Ortega y Gasset: “Con la moral corregimos los errores de nuestros instintos, y con el amor los errores de nuestra moral”.

Hasta la próxima entrega, donde podrán seguir leyendo lo que hay en mi mente.


Comentarios: cfelix7@hotmail.com

Twitter: @CarlosFelix1

Ayer se conmemoró el 102 aniversario de la promulgación de la Carta Magna, documento que puso las bases legales para volver al orden constitucional durante la lucha contra la dictadura huertista. A la ceremonia alusiva de ayer en la Plaza de Armas de Cuernavaca, por cierto, fue invitado el Presidente Municipal de la capital, Francisco Antonio Villalobos Adán, lo que representa un signo positivo en su relación con el gobernador Blanco.

Pero hablando de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos de 1917, es la que establece el sistema federal, la separación de poderes, la no reelección, la división del poder legislativo en dos cámaras y una comisión legislativa permanente. Con fundamentos sociales (las garantías individuales) actualizó las demandas del pueblo, normó las relaciones obrero-patronales, encauzó las conquistas agrarias y educativas y marcó la recuperación del dominio de la nación sobre sus riquezas naturales, Fue pues, paso fundamental para consolidar el régimen jurídico-administrativo del país.

A más de un siglo de su promulgación, el presidente Andrés Manuel López Obrador repartió los primeros 10 mil ejemplares de un contenido llamado Cartilla Moral, obra que hace 75 años Jaime Torres Bodet, Secretario de Educación Pública solicitó al ensayista y escritor mexicano Alfonso Reyes para utilizarla como material educativo de una Campaña Nacional contra el Analfabetismo. Retomada ahora por el gobierno de López Obrador, dijo ser “un primer paso para iniciar una reflexión nacional sobre los principios y valores que pueden contribuir a que en nuestras comunidades, en nuestro país, haya una convivencia armónica y respeto a la pluralidad y a la diversidad”. Paradójico entonces, que AMLO confesara que ha intervenido en el Poder Judicial y que si no le gusta una sentencia denunciará públicamente al juez, exponiéndolo al escarnio porque “el pueblo se cansa de tanta pinche transa”.

Pero para muchos, “la moral es un árbol que da moras”, como decía el político Gonzalo N. Santos; nada que ver con el escritor Ernest Hemingway quien sostuvo que “la moral es lo que hace a uno sentirse bien y lo inmoral es lo que hace a uno sentirse mal”. Claro que esa máxima no aplica para quienes están vacunados contra los escrúpulos. Por eso se ha echado mano de otras estrategias. ¿Conocen la expresión "leer la cartilla"? sinónimo de reconvenir, reprender o echar la bronca a alguien si no cumple como corresponde y que proviene de los tiempos de la fundación (1844) de la Guardia Civil, Fue este un reglamento militar que inculcase a los futuros guardias los valores del cuerpo. Así nació la cartilla, un manual que recogía todas las normas disciplinarias.

Desde entonces “leer la cartilla” fue empleada cuando hay que recordarle a alguien sus obligaciones o regañarle si se las ha saltado. Curiosamente, en inglés existe una expresión parecida: to read the Riot Act (leer la Ley Antidisturbios, una ley promulgada por el Parlamento Británico en 1700 que tenía que ser leída en voz alta a los trabajadores para prevenir tumultos y asambleas. Pues estamos en busca de quien aplique la constitución o le lea la cartilla a quienes trastocan la convivencia social, ya sean los que presuntamente en un una (o varias) camionetas “levantan” mujeres en Cuernavaca y otros municipios de Morelos; o los que han generado la psicosis por el acoso y secuestros a mujeres en el Metro de la Ciudad de México o los estragos del el huachicol.

Nuestra constitución fue de las más avanzadas en su tiempo, y hoy es de las más manoseadas, hasta casi perder su esencia, por tantas reformas. Dos hechos ejemplifican su casi obsolescencia: la nueva salida del aire del programa radiofónico “El Txoro Matutino”, polémico por quien lo encabeza y su relación con personajes del poder y otro, el cateo al rancho 'El Palmar', ubicado en la carretera Mazatepec-Puente de Ixtla propiedad de que fuera delegado de Sedesol, el panista Oswaldo Castañeda. En el inmueble se encontraron armas de fuego y presunta mariguana, informó la Fiscalía General del Estado de Morelos, pero sin detención o aseguramiento de nadie. Raro.

Como es raro que el programa de estancias infantiles (hoy en la Secretaria de Bienestar) sufra un recorte que lo paralice. La Presidenta de la Junta Política y de Gobierno del Congreso de Morelos, Tania Valentina Rodríguez Ruiz ya adelantó que propondrá un punto de acuerdo para exhortar a las instancias federales a atender lo que tanto afecta a madres trabajadoras y familias enteras. Familias, muchas de ellas, que recibieron con sorpresa y enojo el incremento en el precio de las casetas de las carreteras aplicado precisamente durante el primer fin de semana largo, vulgo puente. ¡Y si el Sr. López hace una consulta para ver si queremos peajes más baratos?

Y por último, una simple comparación: mientras muchos hicieron “Acapulco en la azotea”, el alcalde de la ciudad y puerto de Veracruz, Fernando Yunes (hijo del ex gobernador Miguel Ángel) se fue a ver el Súper Bowl a Atlanta. ¿Inmoral, incorrecto? Juzguen ustedes. Como si lo es que el jefe del ejecutivo morelense se haya ido a la playa. En contraparte, el presidente municipal de Cuernavaca, Toño Villalobos, chambeando y fuerte. Cuestión de estilo, arraigos, amor y vocación por lo que haces y claro, sentido de la responsabilidad.

Otro día hablamos de Mamado Nervo, autor preferido de doña Beatriz Gutiérrez Müller. Hoy cito al escritor y filósofo José Ortega y Gasset: “Con la moral corregimos los errores de nuestros instintos, y con el amor los errores de nuestra moral”.

Hasta la próxima entrega, donde podrán seguir leyendo lo que hay en mi mente.


Comentarios: cfelix7@hotmail.com

Twitter: @CarlosFelix1

miércoles 20 de marzo de 2019

No es lo mismo el mañanero que la mañanera

miércoles 13 de marzo de 2019

Los 250 días de AMLO

miércoles 06 de marzo de 2019

Risco y El Lobito

miércoles 27 de febrero de 2019

Pérdidas y perdición

miércoles 20 de febrero de 2019

El inquisidor

miércoles 13 de febrero de 2019

Entre la termo y la encuesta gansito

miércoles 06 de febrero de 2019

A leer La Cartilla

miércoles 30 de enero de 2019

Se acabó enero y...

miércoles 23 de enero de 2019

La prueba de fuego

miércoles 16 de enero de 2019

Huachicoleros de la política

Cargar Más