Carlos Félix

  / miércoles 10 de julio de 2019

El Nuevo Círculo Negro del PRI

En 2005 apareció publicado un libro, “El Círculo Negro”, editado por Penguin Random House Grupo Editorial México y escrito por Antonio Velasco Piña, quien presentó una visión no oficial de la historia nacional y narró en esta novela los secretos de un régimen que, tras la Revolución, gobernó México durante más de siete décadas y estableció una serie de rituales en torno a la figura del presidente.

Dentro de sus filas, una sociedad secreta llamada el Círculo Negro tomaba las decisiones y ejercía el máximo poder sin salir a la luz. Ningún presidente del país podía llegar al cargo sin su aprobación. Al sentir su muerte próxima, un anciano, que es el único miembro sobreviviente del Círculo, revela los secretos de esta sociedad.

Ninguna verdad queda oculta: desde Plutarco Elías Calles hasta Carlos Salinas de Gortari, desde Lázaro Cárdenas hasta Ernesto Zedillo, así como la revelación del fin de una era en la política a la mexicana. Y fue más allá, al desvelar que era a través de la “Real Constitución Política del Estado Mexicano” (la biblia de los 5 personajes que conformaban el círculo negro) y de un sacerdote jesuita, el líder de la CTM, Fidel Velázquez y tres más, por quienes encima del Legislativo y otros poderes fácticos, gobernaban la nación, de una forma prácticamente monárquica.

La confesión se le adjudica al militar y abogado Alfonso Corona del Rosal, ex gobernador de Hidalgo, Secretario del Patrimonio Nacional y Presidente Nacional el PRI, entre otros muchos cargos. Hoy le toca a uno de sus nietos, Juan Del Rosal Martínez, aparecer en un momento coyuntural del priismo: el proceso de designación del nuevo dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional. Desde Morelos, el tres veces diputado federal, ex asambleísta en el otrora Distrito Federal y heredero de una de las más célebres dinastías de poder en el país, salió al paso ante las declaraciones la coordinadora del PRD en la Cámara de Diputados, quien utilizó al periódico Reforma para atacar el aspirante a Alejandro “Alito” Moreno Cárdenas, gobernador con licencia del Estado de Campeche.

La acusación versó por una nota periodística publicada por Reforma, sobre una suntuosa propiedad de Moreno, quien fuera presidente nacional del Frente Juvenil Revolucionario. Del Rosal Martínez aseveró que “políticamente hablando, los medios son vitales, pero los Junco (Reforma) le pegan a quien quieren”. El experimentado político arremetió contra la perredista por pretender confundir a la ciudadanía, entrometerse en la vida y procesos internos de un partido diferente al suyo y atacar a un hombre con la trayectoria de quien junto con otros cuadros distinguidos, buscan los consensos para encabezar el liderazgo que el tricolor necesita para reposicionarse como la gran fuerza política que históricamente ha sido. Dijo Del Rosal: “sobre la mencionada propiedad y en general sobre su declaración patrimonial, es un tema que debe aclarar el gobernador con licencia ante la función pública”.

“La diputada Verónica Juárez del Sol Azteca parece desconocer que Moreno no puede ser inhabilitado ni moral ni legalmente e incluso podría en su caso volver sin problemas a gobernar su estado; es un grave error atacar sin sustento y más porque no es tema del poder legislativo”. Y fue más allá: “El PRD no tiene calidad moral, está roto, se ha convertido en un cochinero y se hicieron bolas el diputado Porfirio Muñoz Ledo, el Ing. Cárdenas, el diputado Serrano y Miguel Mancera. Por eso son independientes. Reconozco que hay personajes históricos en el Partido de la Revolución Democrática, pero la diputada Juárez no es uno de ellos. . No la conozco y supongo que conoce las leyes pero hablo de más. Solo quiere jorobar”, sentenció.

El también ex titular del Fideicomiso de Fomento Minero (FIFOMI) en Puebla, se pronunció porque Moreno Cárdenas aclare la situación y esté en condiciones para contender contra Ivonne Ortega, (quien ha sido alcaldesa, diputada federal, senadora, y gobernadora de Yucatán) quien a su decir, es la mejor opción para coordinar los esfuerzos del priismo nacional. Sobre esta posibilidad y en caso de lograr la presidencia del tricolor, Juan del Rosal, señaló que “su aguerrida compañera” deberá fortalecer la unidad del partido, tomar como bandera el rescate de las estancias infantiles a las que ha pretendido desmantelar el gobierno federal y recuperar y fortalecer a los microempresarios, base del desarrollo que tanto necesita el país.

Conocedor de la política, Juan Del Rosal Martínez, señaló: “La candidata es Ivonne Ortega, pese a que Ulises (Ruiz) es mi amigo. Es adre soltera, echada para adelante, desde la base y ha convencido de creer en nosotros los priistas, pese al sabotaje externo a nuestra contienda interna. En el PRI estamos unidos de la mano, la vieja guardia. Yo vengo de la mata del PRI. Mi familia construyó el PRI que está más vivo de lo que toda la gente piensa”, finalizó.

En nuestro estado, a decir de Jorge Meade Ocaranza, ex presidente del partido y ex candidato a la gubernatura, los resultados no favorables en la última elección se debieron a que no fueron en alianza y los candidatos perdedores saltaron al verde y al panal traicionando los colores partidistas. Meade dijo que deben renovarse y dejar de ver al partido como una agencia de colocaciones y ganar perdiendo. Señaló que las nuevas generaciones deben abrazar la formación política de los valores e ideologías ante el pragmatismo de buscar su propio beneficio, pues esto ales ha traído desprestigio.

Y recordó que hace 18 años que el PRI no gobierna al estado; así que el problema no es afuera, ha sido adentro por la desunión. Pero que pese a esto, sostiene, ha exportado cuadros. “Vivimos una “Política de Malinchismo” prefiriendo a los de afuera, como el actual caso de un español gobernando la entidad”, fustigó. El ex delegado de Sedesol reconoció que dentro del PRI Morelos no hay ánimo ni formación de ser oposición. Es cómodo ser oposición al interior y usar discursos huecos para administrar las derrotas que les alcancen para acomodarse. Y que se agotó la oferta por la crisis de los partidos en general. La reconstrucción, aseguró, pasa por la nueva dirigencia nacional que debe limpiar la casa. Y sentenció: “El PRI es tan bueno que tiene a ex militantes de la presidencia de la república para abajo. Pero hay que lavarse la cara ante los ciudadanos”.

Por todo esto es cierto lo que dijo Jean de la Fontaine, escritor y poeta francés: “Cualquier poder, si no se basa en la unión, es débil.

Hasta la próxima entrega, donde podrán seguir leyendo lo que hay en mi mente.

Comentarios: cfelix7@hotmail.com

Twitter: @CarlosFelix1

En 2005 apareció publicado un libro, “El Círculo Negro”, editado por Penguin Random House Grupo Editorial México y escrito por Antonio Velasco Piña, quien presentó una visión no oficial de la historia nacional y narró en esta novela los secretos de un régimen que, tras la Revolución, gobernó México durante más de siete décadas y estableció una serie de rituales en torno a la figura del presidente.

Dentro de sus filas, una sociedad secreta llamada el Círculo Negro tomaba las decisiones y ejercía el máximo poder sin salir a la luz. Ningún presidente del país podía llegar al cargo sin su aprobación. Al sentir su muerte próxima, un anciano, que es el único miembro sobreviviente del Círculo, revela los secretos de esta sociedad.

Ninguna verdad queda oculta: desde Plutarco Elías Calles hasta Carlos Salinas de Gortari, desde Lázaro Cárdenas hasta Ernesto Zedillo, así como la revelación del fin de una era en la política a la mexicana. Y fue más allá, al desvelar que era a través de la “Real Constitución Política del Estado Mexicano” (la biblia de los 5 personajes que conformaban el círculo negro) y de un sacerdote jesuita, el líder de la CTM, Fidel Velázquez y tres más, por quienes encima del Legislativo y otros poderes fácticos, gobernaban la nación, de una forma prácticamente monárquica.

La confesión se le adjudica al militar y abogado Alfonso Corona del Rosal, ex gobernador de Hidalgo, Secretario del Patrimonio Nacional y Presidente Nacional el PRI, entre otros muchos cargos. Hoy le toca a uno de sus nietos, Juan Del Rosal Martínez, aparecer en un momento coyuntural del priismo: el proceso de designación del nuevo dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional. Desde Morelos, el tres veces diputado federal, ex asambleísta en el otrora Distrito Federal y heredero de una de las más célebres dinastías de poder en el país, salió al paso ante las declaraciones la coordinadora del PRD en la Cámara de Diputados, quien utilizó al periódico Reforma para atacar el aspirante a Alejandro “Alito” Moreno Cárdenas, gobernador con licencia del Estado de Campeche.

La acusación versó por una nota periodística publicada por Reforma, sobre una suntuosa propiedad de Moreno, quien fuera presidente nacional del Frente Juvenil Revolucionario. Del Rosal Martínez aseveró que “políticamente hablando, los medios son vitales, pero los Junco (Reforma) le pegan a quien quieren”. El experimentado político arremetió contra la perredista por pretender confundir a la ciudadanía, entrometerse en la vida y procesos internos de un partido diferente al suyo y atacar a un hombre con la trayectoria de quien junto con otros cuadros distinguidos, buscan los consensos para encabezar el liderazgo que el tricolor necesita para reposicionarse como la gran fuerza política que históricamente ha sido. Dijo Del Rosal: “sobre la mencionada propiedad y en general sobre su declaración patrimonial, es un tema que debe aclarar el gobernador con licencia ante la función pública”.

“La diputada Verónica Juárez del Sol Azteca parece desconocer que Moreno no puede ser inhabilitado ni moral ni legalmente e incluso podría en su caso volver sin problemas a gobernar su estado; es un grave error atacar sin sustento y más porque no es tema del poder legislativo”. Y fue más allá: “El PRD no tiene calidad moral, está roto, se ha convertido en un cochinero y se hicieron bolas el diputado Porfirio Muñoz Ledo, el Ing. Cárdenas, el diputado Serrano y Miguel Mancera. Por eso son independientes. Reconozco que hay personajes históricos en el Partido de la Revolución Democrática, pero la diputada Juárez no es uno de ellos. . No la conozco y supongo que conoce las leyes pero hablo de más. Solo quiere jorobar”, sentenció.

El también ex titular del Fideicomiso de Fomento Minero (FIFOMI) en Puebla, se pronunció porque Moreno Cárdenas aclare la situación y esté en condiciones para contender contra Ivonne Ortega, (quien ha sido alcaldesa, diputada federal, senadora, y gobernadora de Yucatán) quien a su decir, es la mejor opción para coordinar los esfuerzos del priismo nacional. Sobre esta posibilidad y en caso de lograr la presidencia del tricolor, Juan del Rosal, señaló que “su aguerrida compañera” deberá fortalecer la unidad del partido, tomar como bandera el rescate de las estancias infantiles a las que ha pretendido desmantelar el gobierno federal y recuperar y fortalecer a los microempresarios, base del desarrollo que tanto necesita el país.

Conocedor de la política, Juan Del Rosal Martínez, señaló: “La candidata es Ivonne Ortega, pese a que Ulises (Ruiz) es mi amigo. Es adre soltera, echada para adelante, desde la base y ha convencido de creer en nosotros los priistas, pese al sabotaje externo a nuestra contienda interna. En el PRI estamos unidos de la mano, la vieja guardia. Yo vengo de la mata del PRI. Mi familia construyó el PRI que está más vivo de lo que toda la gente piensa”, finalizó.

En nuestro estado, a decir de Jorge Meade Ocaranza, ex presidente del partido y ex candidato a la gubernatura, los resultados no favorables en la última elección se debieron a que no fueron en alianza y los candidatos perdedores saltaron al verde y al panal traicionando los colores partidistas. Meade dijo que deben renovarse y dejar de ver al partido como una agencia de colocaciones y ganar perdiendo. Señaló que las nuevas generaciones deben abrazar la formación política de los valores e ideologías ante el pragmatismo de buscar su propio beneficio, pues esto ales ha traído desprestigio.

Y recordó que hace 18 años que el PRI no gobierna al estado; así que el problema no es afuera, ha sido adentro por la desunión. Pero que pese a esto, sostiene, ha exportado cuadros. “Vivimos una “Política de Malinchismo” prefiriendo a los de afuera, como el actual caso de un español gobernando la entidad”, fustigó. El ex delegado de Sedesol reconoció que dentro del PRI Morelos no hay ánimo ni formación de ser oposición. Es cómodo ser oposición al interior y usar discursos huecos para administrar las derrotas que les alcancen para acomodarse. Y que se agotó la oferta por la crisis de los partidos en general. La reconstrucción, aseguró, pasa por la nueva dirigencia nacional que debe limpiar la casa. Y sentenció: “El PRI es tan bueno que tiene a ex militantes de la presidencia de la república para abajo. Pero hay que lavarse la cara ante los ciudadanos”.

Por todo esto es cierto lo que dijo Jean de la Fontaine, escritor y poeta francés: “Cualquier poder, si no se basa en la unión, es débil.

Hasta la próxima entrega, donde podrán seguir leyendo lo que hay en mi mente.

Comentarios: cfelix7@hotmail.com

Twitter: @CarlosFelix1

miércoles 17 de julio de 2019

El Largo Brazo de la Ley

miércoles 10 de julio de 2019

El Nuevo Círculo Negro del PRI

miércoles 03 de julio de 2019

Yo tengo otros datos

miércoles 19 de junio de 2019

Disparos, disparates y dislates

miércoles 12 de junio de 2019

La Luz del Muro

miércoles 29 de mayo de 2019

El Diablo trae bronca contra México

miércoles 22 de mayo de 2019

¿Arde Morelos?

miércoles 15 de mayo de 2019

Con V de violencia

Cargar Más