/ jueves 25 de noviembre de 2021

[Juntos Crecemos] Rendirse no es una opción en tiempos de crisis

Mercado Libertadores ha logrado sortear los momentos complicados derivados de la pandemia del Covid-19

A Christian le queda claro que, en los momentos de mayor duda, rendirse ante el temor no debe ser la respuesta. Lo sabe por experiencia: en diciembre de 2020 Christian Moreno formó parte del grupo de emprendedores que abrieron las puertas de Mercado Libertadores, un proyecto colectivo en el que sería posible encontrar distintos sabores en alimentos y bebidas, ubicado sobre el bulevar Libertadores, que conecta a Ayala con Cuautla.

“Éramos más locatarios. Se abrió muy bien. En la inauguración todos estábamos contentos y las ventas iban bien, hasta que el semáforo epidémico cambió a naranja. Eso pasó en febrero”, recuerda el joven cuautlense.

En diciembre, el semáforo epidémico en Morelos había evolucionado favorablemente hacia la fase amarilla, lo que para cientos de empresarios abría una ventana de posibilidades tras un periodo crítico en el que muchos otros tuvieron que cerrar sus establecimientos de forma definitiva. Tiempo después, el aumento de contagios de covid-19 volvería a oscurecer el horizonte, y en el Mercado Libertadores se tuvieron que tomar decisiones.

“A partir de ahí se empezaron ahacer más bajas las ventas y los locatarios empezaron a buscar otro nicho”, agrega Christian.

Una a una, las puertas de los locales al interior del Mercado Libertadores se fueron cerrando, excepto la de tres personas que se negaron a tirar la toalla. Christian, que entonces preparaba y vendía birria, fue una de esas personas. Empujado por el sueño que había tenido solo tres meses atrás, se negó a claudicar y, lejos de rendirse, quiso ver una nueva oportunidad.

“Desde un principio me gustó el lugar. Desde que lo vi y supe de él, se me hizo un lugar tranquilo y ameno, retirado, así que me puse a pensar en las diferentes opciones de arreglarlo, poco a poco”, narra Christian, sentado ante de las mesas de lo que hoy es Bongo Bong, Wings and Beer, un espacio en el que hay de todo (ensaladas, nachos, costillas y papas), pero que se especializa las alitas y hamburguesas, así como en las bebidas preparadas.

Para Christian, los tres meses que había pasado vendiendo birria, desde un local mucho más pequeño que el actual, pasaron a ser un aprendizaje:

“Veía cómo estaban los compañeros, lo que ellos vendían y qué vendían más. El chiste es observar qué es lo que más quiere la gente, de la observación se aprende mucho, así que yo me dediqué a observar y concluir por qué venían los clientes. Así que cuando abrimos este espacio dije ‘vamos a hacer el esfuerzo”.

Meraki Freeze & Desert ofrece bebidas frías y calientes / Gude Servín | El Sol de Cuautla

Meraki, lo que se hace con amor

La actitud de jóvenes como Christian ha hecho posible la reactivación económica de Cuautla, y dentro del Mercado Libertadores tenemos otro gran ejemplo, el de Melissa y Jonathan, una pareja unida no sólo por el amor entre ellos, sino también hacia un proyecto que se originó desde el momento en que se casaron.

Meraki Freeze & Desert es un local de bebidas frías y calientes que aspira a los sabores originales a través de la creatividad y de recetas únicas. Es un proyecto noble, nacido desde lo pequeño, con una inversión de 500 pesos, y con grandes aspiraciones.

“Tenemos la confianza en que va llegando la gente, porque ya nos conocen, ya nos ubican. Ahorita por las redes sociales nos hemos estado dando a conocer y poco a poco han ido viniendo, les ha gustado el lugar, así que hemos tenido respuesta”, cuenta Melissa Lezama.

Mientras Jonathan Moreno, su esposo, ha salido a hacer una entrega a domicilio, ella nos habla de entrega y perseverancia. Al final, se trata de ser leal a las convicciones con las que abrieron el establecimiento hace ya casi un año, haciendo frente a las presiones.

“En su momento nos sentimos presionados porque vimos que los demás se estaban retirando, obviamente también buscando oportunidades. Ya platicando con los que damos decidimos lucharle. Si luchamos, nuestro esfuerzo se va a ver reflejado, así que queremos seguir dándole, esforzándonos. El lugar queda cerca de la ciudad, a unos diez minutos, y queremos seguir trabajando como compañeros con los demás”, explica la joven.

En Meraki Freeze & Desert encontramos deliciosos bebidas calientes, frappuccinos y frappuccinos premium, entre ellos el Magnum, la receta estrella de la casa, una bebida especial decorada con nuez y Nutella, con hielo hasta cierto punto y, sobre todo, leche.

“Nuestros ingredientes no son para nada ya elaborados, sino que nosotros los elaboramos aquí. Esta es nuestra bebida estrella, nuestro famoso frapé Magnum”, dice Jonathan, tras volver de la entrega, mientras nos muestra la última parte de la preparación de su bebida más solicitada.

Durante el último año, Mellisa y Jonathan han sabido administrarse ejemplarmente: mientras ambos participan de la elaboración de las bebidas y snacks, ella queda a cargo del establecimiento cuando él tiene que salir a hacer entregas a domicilio, lo que además ha dado muy buenos resultados, ya que, durante la mayor parte de la pandemia, esta modalidad de servicio hizo que el negocio siguiera adelante.

“Hay momentos en que las ventas decaen mucho, pero es por la situación del semáforo, así que la gente prefiere quedarse en casa. Por servicio a domicilio hemos tenido mucha venta. La gente prefiere a domicilio que salir a buscar el lugar”, confiesa Melissa.

En diciembre de 2020 Christian Moreno formó parte del grupo de emprendedores / Gude Servín | El Sol de Cuautla

Después de la tormenta…

En el momento en que visitamos los establecimientos de Christian y de Melissa y Jonathan el semáforo epidémico de Morelos se encuentra en semáforo verde y existe, además, la confianza de que el escenario de salud siga evolucionando favorablemente. Para “Bongo Bong” y “Meraki Freeze & Desert”, esta es la oportunidad definitiva de consolidar el éxito de sus negocios, apostándole a la calidad, los sabores únicos y una experiencia de estancia a la que pocos puedan resistirse. Dentro, la brisa corre de un lado a otro, la vegetación adorna y oxigena y es un espacio pet friendly.

“Van a pasar un rato muy bueno, muy agradable. Pueden venir a festejar un cumpleaños, una comida normal, una cita. En la noche se pone muy romántico”, cuenta Christian.

Christian, Melissa y Jonathan están convencidos del poder de la actitud. De haberse dejado llevar por el miedo, hoy no estarían listos para iniciar otra etapa para sus proyectos.

El lugar se ha convertido en uno de los favoritos / Gude Servín | El Sol de Cuautla


➡️ Recibe GRATIS la información relevante en tu correo a través de nuestro Newsletter

Súmate a nuestro canal de Youtube




A Christian le queda claro que, en los momentos de mayor duda, rendirse ante el temor no debe ser la respuesta. Lo sabe por experiencia: en diciembre de 2020 Christian Moreno formó parte del grupo de emprendedores que abrieron las puertas de Mercado Libertadores, un proyecto colectivo en el que sería posible encontrar distintos sabores en alimentos y bebidas, ubicado sobre el bulevar Libertadores, que conecta a Ayala con Cuautla.

“Éramos más locatarios. Se abrió muy bien. En la inauguración todos estábamos contentos y las ventas iban bien, hasta que el semáforo epidémico cambió a naranja. Eso pasó en febrero”, recuerda el joven cuautlense.

En diciembre, el semáforo epidémico en Morelos había evolucionado favorablemente hacia la fase amarilla, lo que para cientos de empresarios abría una ventana de posibilidades tras un periodo crítico en el que muchos otros tuvieron que cerrar sus establecimientos de forma definitiva. Tiempo después, el aumento de contagios de covid-19 volvería a oscurecer el horizonte, y en el Mercado Libertadores se tuvieron que tomar decisiones.

“A partir de ahí se empezaron ahacer más bajas las ventas y los locatarios empezaron a buscar otro nicho”, agrega Christian.

Una a una, las puertas de los locales al interior del Mercado Libertadores se fueron cerrando, excepto la de tres personas que se negaron a tirar la toalla. Christian, que entonces preparaba y vendía birria, fue una de esas personas. Empujado por el sueño que había tenido solo tres meses atrás, se negó a claudicar y, lejos de rendirse, quiso ver una nueva oportunidad.

“Desde un principio me gustó el lugar. Desde que lo vi y supe de él, se me hizo un lugar tranquilo y ameno, retirado, así que me puse a pensar en las diferentes opciones de arreglarlo, poco a poco”, narra Christian, sentado ante de las mesas de lo que hoy es Bongo Bong, Wings and Beer, un espacio en el que hay de todo (ensaladas, nachos, costillas y papas), pero que se especializa las alitas y hamburguesas, así como en las bebidas preparadas.

Para Christian, los tres meses que había pasado vendiendo birria, desde un local mucho más pequeño que el actual, pasaron a ser un aprendizaje:

“Veía cómo estaban los compañeros, lo que ellos vendían y qué vendían más. El chiste es observar qué es lo que más quiere la gente, de la observación se aprende mucho, así que yo me dediqué a observar y concluir por qué venían los clientes. Así que cuando abrimos este espacio dije ‘vamos a hacer el esfuerzo”.

Meraki Freeze & Desert ofrece bebidas frías y calientes / Gude Servín | El Sol de Cuautla

Meraki, lo que se hace con amor

La actitud de jóvenes como Christian ha hecho posible la reactivación económica de Cuautla, y dentro del Mercado Libertadores tenemos otro gran ejemplo, el de Melissa y Jonathan, una pareja unida no sólo por el amor entre ellos, sino también hacia un proyecto que se originó desde el momento en que se casaron.

Meraki Freeze & Desert es un local de bebidas frías y calientes que aspira a los sabores originales a través de la creatividad y de recetas únicas. Es un proyecto noble, nacido desde lo pequeño, con una inversión de 500 pesos, y con grandes aspiraciones.

“Tenemos la confianza en que va llegando la gente, porque ya nos conocen, ya nos ubican. Ahorita por las redes sociales nos hemos estado dando a conocer y poco a poco han ido viniendo, les ha gustado el lugar, así que hemos tenido respuesta”, cuenta Melissa Lezama.

Mientras Jonathan Moreno, su esposo, ha salido a hacer una entrega a domicilio, ella nos habla de entrega y perseverancia. Al final, se trata de ser leal a las convicciones con las que abrieron el establecimiento hace ya casi un año, haciendo frente a las presiones.

“En su momento nos sentimos presionados porque vimos que los demás se estaban retirando, obviamente también buscando oportunidades. Ya platicando con los que damos decidimos lucharle. Si luchamos, nuestro esfuerzo se va a ver reflejado, así que queremos seguir dándole, esforzándonos. El lugar queda cerca de la ciudad, a unos diez minutos, y queremos seguir trabajando como compañeros con los demás”, explica la joven.

En Meraki Freeze & Desert encontramos deliciosos bebidas calientes, frappuccinos y frappuccinos premium, entre ellos el Magnum, la receta estrella de la casa, una bebida especial decorada con nuez y Nutella, con hielo hasta cierto punto y, sobre todo, leche.

“Nuestros ingredientes no son para nada ya elaborados, sino que nosotros los elaboramos aquí. Esta es nuestra bebida estrella, nuestro famoso frapé Magnum”, dice Jonathan, tras volver de la entrega, mientras nos muestra la última parte de la preparación de su bebida más solicitada.

Durante el último año, Mellisa y Jonathan han sabido administrarse ejemplarmente: mientras ambos participan de la elaboración de las bebidas y snacks, ella queda a cargo del establecimiento cuando él tiene que salir a hacer entregas a domicilio, lo que además ha dado muy buenos resultados, ya que, durante la mayor parte de la pandemia, esta modalidad de servicio hizo que el negocio siguiera adelante.

“Hay momentos en que las ventas decaen mucho, pero es por la situación del semáforo, así que la gente prefiere quedarse en casa. Por servicio a domicilio hemos tenido mucha venta. La gente prefiere a domicilio que salir a buscar el lugar”, confiesa Melissa.

En diciembre de 2020 Christian Moreno formó parte del grupo de emprendedores / Gude Servín | El Sol de Cuautla

Después de la tormenta…

En el momento en que visitamos los establecimientos de Christian y de Melissa y Jonathan el semáforo epidémico de Morelos se encuentra en semáforo verde y existe, además, la confianza de que el escenario de salud siga evolucionando favorablemente. Para “Bongo Bong” y “Meraki Freeze & Desert”, esta es la oportunidad definitiva de consolidar el éxito de sus negocios, apostándole a la calidad, los sabores únicos y una experiencia de estancia a la que pocos puedan resistirse. Dentro, la brisa corre de un lado a otro, la vegetación adorna y oxigena y es un espacio pet friendly.

“Van a pasar un rato muy bueno, muy agradable. Pueden venir a festejar un cumpleaños, una comida normal, una cita. En la noche se pone muy romántico”, cuenta Christian.

Christian, Melissa y Jonathan están convencidos del poder de la actitud. De haberse dejado llevar por el miedo, hoy no estarían listos para iniciar otra etapa para sus proyectos.

El lugar se ha convertido en uno de los favoritos / Gude Servín | El Sol de Cuautla


➡️ Recibe GRATIS la información relevante en tu correo a través de nuestro Newsletter

Súmate a nuestro canal de Youtube




Doble Vía

Filman comercial internacional en Cuautla

La empresa de café turca eligió la antigua estación para festejar su 150 aniversario

Local

En Cuautla surge grupo en defensa de los espacios históricos

Esta nueva asociación demanda la preservación del patrimonio histórico del municipio

Local

Cuautla emite recomendaciones para prevenir delitos

La dirección de Prevención del Delito emite recomendaciones

Política

Colima anuncia refuerzo de vacuna Covid-19 para el magisterio

Indira Vizcaíno Silva adelantó que será la próxima semana cuando se informe de las fechas en las que se estarán aplicando las vacunas

Cultura

Edición 35 de la FIL Guadalajara cerrará actividades con el concierto de Tania Libertad

La intérprete peruana-mexicana dijo que lo que se viene este domingo son fusiones que deleitarán al público como se debe

Seguridad

Se registra balacera en calles de Cuautla

En 15 días se registran al menos siete homicidios en zonas públicas de Cuautla

Literatura

"El hijo del Capitán Trueno": Miguel Bosé comparte en la FIL cómo fue volver a su juventud

Narra prácticamente su infancia, adolescencia y primeros años de juventud

Local

Se realizó con gran éxito la "2a Feria del Ponche Tradicional"

Este 2021 se retomó el proyecto recapacicla, una iniciativa donde se evita el uso de plásticos y desechables en puestos de comida

Deportes

En Jiutepec inicia la jornada 11 de la Liga Progreso

Los encuentros de esta jornada serán clave para la siguiente ronda