/ sábado 4 de julio de 2020

[Especial] Intenta la 4T acabar con la biotecnología

Por esta vez se han salvado de la clausura los institutos de investigación: ACMOR

La administración federal que recién celebró dos años de haber arribado al cargo, ha representado para los científicos un verdadero reto, o más bien, un dolor de cabeza, coinciden los integrantes del gremio; pues tan solo del año 2019 al 2020 el Consejo de Ciencia y Tecnología (Conacyt), tuvo una disminución del 6.8 por ciento en el presupuesto anual, es decir, alrededor de mil 867 millones de pesos menos, pasando de 27 mil 299 millones de pesos, en el último año de Enrique Peña Nieto, a 25 mil 431 millones de pesos, con Andrés Manuel López Obrador.

El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), representa para los investigadores la principal fuente de financiamientos para los diversos proyectos que buscan el bien de la humanidad en todas sus áreas, desde la medicina, la biología, la tecnología, la biotecnología, siendo esta la más censurada reconocen los especialistas del ramo.

La Presidenta de la Academia de Ciencias de Morelos e investigadores del Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Brenda Valderrama Blanco, destaca que existe la intención, si bien, no de censurar del todo la ciencia, sí de reorientar el recurso para algunas áreas, además del intento por eliminar una rama de la ciencia: la biotecnología.

“Además de estar preocupados porque no existen apoyos para la ciencia, debemos estar preocupados por la intención de eliminar esta rama científica ya que hubo una propuesta de Ley en la que se buscaba proscribir las investigaciones lo que significaría un enorme golpe para Morelos porque habría clausuras de laboratorios o situaciones mucho más graves, afortunadamente no pasó”.

El embate de la biotecnología como la ciencia que investiga avances en materia de plantas transgénicas, modificación genética de organismos, edición genética, células madre y fertilización in vitro, tiene que ver con el argumento de que “se utilizan métodos o herramientas malas o nocivas, pero estas no pueden ser malas cuando son utilizadas con los fines correctos, un ejemplo, si tienes una llave de tuercas y alguien lo usa para matar a otra persona no significa que sea un arma, sino más bien es una herramienta que fue utilizada por otra persona para matar”.

El Conacyt es la principal fuente de financiamientos para diversos proyectos que buscan el bien de la humanidad

En la biotecnología se aplica también la ética de que la ciencia debe ser utilizada para el bien “por ello existe un gran debate sobre los métodos que usamos porque se consideran como peligrosos y eso nos genera un problema porque en la biotecnología partimos de un principio que es hacer el bien a la sociedad”.

“En Morelos somos una potencia en el desarrollo de biotecnología, no solo médica, sino ambiental, animal y avícola; estamos llevando una discusión con el gobierno federal respecto al tema, en cuanto al estado no ha existido algún pronunciamiento al respecto, no sabemos que opinen y tampoco vemos que hayan sacado un programa en particular en dos años de esta administración, únicamente nos enteramos de uno que le aprobaron al ex recto Alejandro Vera de 4 millones de pesos y otra bolsa de 4 millones de pesos diferidos en diez proyectos que si hacemos cuentas les tocaría de 300 mil pesos, lo que resulta un presupuesto marginal para todo lo que implica la investigación”.

Explicó que si bien la propuesta de Ley no se aprobó el Gobierno Federal desapareció el organismo que se encargaba de validar los experimentos en campo por lo que en dos años no se ha aprobado un solo proyecto de biotecnología.

“Este organismo se dedicaba a validar todos los experimentos en campo, digamos que los genéticamente modificados los tienes que llevar a un campo o una parcela o dos y toda esa estructura de expertos que lo hacía desapareció y actualmente solo una o dos personas toman las decisiones. Retrasa el desarrollo de nuevas tecnologías”.

En el caso de Morelos durante el año 2018 la actual administración desapareció una sola Secretaría: Innovación, Ciencia y Tecnología, reduciéndola tan solo una Dirección General “lo que terminó con todo esa labor de vincular la ciencia con los ciudadanos, y no solo con ellos sino la posibilidad de atraer inversiones en este rubro”, refiere la primera y única titular de la Secretaría Brenda Valderrama Blanco.

Suscríbete gratis al Newsletter aquí

La administración federal que recién celebró dos años de haber arribado al cargo, ha representado para los científicos un verdadero reto, o más bien, un dolor de cabeza, coinciden los integrantes del gremio; pues tan solo del año 2019 al 2020 el Consejo de Ciencia y Tecnología (Conacyt), tuvo una disminución del 6.8 por ciento en el presupuesto anual, es decir, alrededor de mil 867 millones de pesos menos, pasando de 27 mil 299 millones de pesos, en el último año de Enrique Peña Nieto, a 25 mil 431 millones de pesos, con Andrés Manuel López Obrador.

El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), representa para los investigadores la principal fuente de financiamientos para los diversos proyectos que buscan el bien de la humanidad en todas sus áreas, desde la medicina, la biología, la tecnología, la biotecnología, siendo esta la más censurada reconocen los especialistas del ramo.

La Presidenta de la Academia de Ciencias de Morelos e investigadores del Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Brenda Valderrama Blanco, destaca que existe la intención, si bien, no de censurar del todo la ciencia, sí de reorientar el recurso para algunas áreas, además del intento por eliminar una rama de la ciencia: la biotecnología.

“Además de estar preocupados porque no existen apoyos para la ciencia, debemos estar preocupados por la intención de eliminar esta rama científica ya que hubo una propuesta de Ley en la que se buscaba proscribir las investigaciones lo que significaría un enorme golpe para Morelos porque habría clausuras de laboratorios o situaciones mucho más graves, afortunadamente no pasó”.

El embate de la biotecnología como la ciencia que investiga avances en materia de plantas transgénicas, modificación genética de organismos, edición genética, células madre y fertilización in vitro, tiene que ver con el argumento de que “se utilizan métodos o herramientas malas o nocivas, pero estas no pueden ser malas cuando son utilizadas con los fines correctos, un ejemplo, si tienes una llave de tuercas y alguien lo usa para matar a otra persona no significa que sea un arma, sino más bien es una herramienta que fue utilizada por otra persona para matar”.

El Conacyt es la principal fuente de financiamientos para diversos proyectos que buscan el bien de la humanidad

En la biotecnología se aplica también la ética de que la ciencia debe ser utilizada para el bien “por ello existe un gran debate sobre los métodos que usamos porque se consideran como peligrosos y eso nos genera un problema porque en la biotecnología partimos de un principio que es hacer el bien a la sociedad”.

“En Morelos somos una potencia en el desarrollo de biotecnología, no solo médica, sino ambiental, animal y avícola; estamos llevando una discusión con el gobierno federal respecto al tema, en cuanto al estado no ha existido algún pronunciamiento al respecto, no sabemos que opinen y tampoco vemos que hayan sacado un programa en particular en dos años de esta administración, únicamente nos enteramos de uno que le aprobaron al ex recto Alejandro Vera de 4 millones de pesos y otra bolsa de 4 millones de pesos diferidos en diez proyectos que si hacemos cuentas les tocaría de 300 mil pesos, lo que resulta un presupuesto marginal para todo lo que implica la investigación”.

Explicó que si bien la propuesta de Ley no se aprobó el Gobierno Federal desapareció el organismo que se encargaba de validar los experimentos en campo por lo que en dos años no se ha aprobado un solo proyecto de biotecnología.

“Este organismo se dedicaba a validar todos los experimentos en campo, digamos que los genéticamente modificados los tienes que llevar a un campo o una parcela o dos y toda esa estructura de expertos que lo hacía desapareció y actualmente solo una o dos personas toman las decisiones. Retrasa el desarrollo de nuevas tecnologías”.

En el caso de Morelos durante el año 2018 la actual administración desapareció una sola Secretaría: Innovación, Ciencia y Tecnología, reduciéndola tan solo una Dirección General “lo que terminó con todo esa labor de vincular la ciencia con los ciudadanos, y no solo con ellos sino la posibilidad de atraer inversiones en este rubro”, refiere la primera y única titular de la Secretaría Brenda Valderrama Blanco.

Suscríbete gratis al Newsletter aquí

Local

Ejidatarios exigen a AMLO cumpla con su promesa sobre la termoeléctrica de Huexca

En 2014, el entonces líder de Morena se pronunció contra el proyecto

Local

Así la visita del presidente López Obrador en Morelos

El presidente López Obrador supervisa el avance del Programa Nacional de Reconstrucción, a tres años de los sismos

Local

¿Funcionan los bares de Tepoztlán?

Colocan filtros sanitarios en el centro del municipio

Local

Hoteleros buscan elevar ocupación

Tras cinco meses cerrados, confían que el 60% de aforo es insuficiente para levantarse de la crisis

Sociedad

Casi 73 mil 500 mexicanos han muerto por Covid-19

En las últimas horas se registraron además tres mil 542 nuevos contagios detectados en el país

Futbol

Arturo Vidal llega a Milán para completar el traspaso desde el Barcelona al Inter

Vidal se reencontrará con el entrenador del Inter, Antonio Conte

Local

Mantienen oposición a la termoeléctrica

Ejidatarios determinan en asamblea conservar plantón y no retirar los amparos