/ jueves 3 de agosto de 2023

Vanessa Rivero expone en La Tallera 'Florescencias radicales'

A través de intervenciones escultóricas y ecológicas, cuestiona la relación del ser humano con la naturaleza

Continúa en La Tallera la exposición “Florescencias radicales, las plantas tienen ojos” de la artista Vanessa Rivero, un proyecto de sitio específico, con elementos escultóricos, para el jardín del museo. Esta exposición, forma parte del ciclo América espectrópical que parte del borramiento del mural América tropical, pintado por David Alfaro Siqueiros en Los Ángeles, California, en 1932.

Vanessa realiza una exploración artística medioambiental, que resulta de una residencia que realizó en La Tallera, con el objetivo de generar intervenciones escultóricas y ecológicas en el jardín del museo, las cuales cuestionan la relación del ser humano con la naturaleza y la pedida de capacidad de asombro.

“Es una intervención en el Jardín de La Tallera, y la idea es hacer una reflexión profunda sobre qué es un jardín, qué organismo lo habitan, cómo podemos reflexionar sobre la vida que se encuentra afuera, los microorganismos, la inteligencia vegetal, los sistemas de colaboración entre las plantas y los animales, y cómo se va armando estas redes”, expresó Vanessa Rivero.

La creadora artística hace un llamado a que en lugar de considerar a las plantas sólo como objetos de ornato, debemos reconocer las características sensoriales de las plantas y entenderlas como seres vivos con los que compartimos el mundo, y quienes han mostrado mayor capacidad que los seres humanos, para leer el medio ambiente y actuar en consecuencia, Asimismo, esta iniciativa busca dar visibilidad a los microorganismos que sostienen la salud de la Tierra, la del mundo vegetal y la de nuestros cuerpos animales.

Vanessa Rivero destacó que la exposición consta de diferentes partes distribuidas en todo el jardín que se ubica en la parte trasera de La Tallera, entre ellas una intervención en la parte de arriba de la casa y una diversidad de obras, entre piezas escultóricas y dibujos, ya que en su práctica explora mucho sobre los límites del dibujo y cómo se va a la escultura y hasta la instalación.

“Son piezas de barro y arcilla que pusimos en todo el jardín, haciendo referencia a la vida dentro de las plantas para que el espectador vaya pensando, sintiendo, e imaginando, eso que no vemos generalmente, pero que son organismos que se comunican entre ellos, encuentran sus alimentos y tienen una inteligencia amplia, la humedad, los químicos, las raíces de la vegetación donde encuentran las plantas y todo lo que necesitan”.

Asimismo, incluye un audio en colaboración con Alejandro Castilla y la intervención en la fachada que es una serie de jeroglíficos cromosomáticos encriptados, porque viene de una pieza sobre los cromosomas.

“Son 23 dibujos diferentes que en distintos espacios toman una forma diferente y hacen relación al lenguaje en otro nivel, todo esto que propongo y que tiene una mayor conciencia de la comunicación entre las plantas y los animales, una especie de lenguaje encriptado”.

Vanessa Rivero suele incluir piezas de otras exposiciones porque es una investigación muy larga que comenzó oficialmente en 2015 en referencia a nuestra relación con la naturaleza, ya que todo es la continuación de su Proyecto Sitpach, una bitácora de observación e investigación a través del arte para pensar sobre la inteligencia animal y vegetal, la coexistencia, el respeto y la construcción de espacio.

“Pensar en la importancia de un jardín en un museo, un espacio diseñado y pensar cómo lo podemos transformar para que responda a la crisis del momento, en esta ocasión, en La Tallera incluimos un Jardín para polinizadores, una Residencia para bichos y todo lo relacionado a la inteligencia de las plantas, porque nuestra vida depende de todos estos seres, y de repente se nos olvida”.

Es así como la artista, tiene el objetivo de brindar un recorrido para que el espectador pueda observar, ya que hemos perdido la capacidad de asombro y es algo de lo que le interesa recuperar, y ver las comunidades que se van formando aquí.

Acerca de la artista:

Vanessa Rivero (1976) Artista multidisciplinaria, vive y trabaja en Yucatán (México). Su investigación se desarrolla a partir del dibujo y el estudio del espacio. Utiliza distintos medios como la escultura, la fotografía, el video y la edición de libros para concebir instalaciones de sitio específico y ensayos visuales. Estudia elementos de culturas diversas y campos de conocimiento relacionados con las formas de percibir la naturaleza desde la experiencia individual y colectiva, las estructuras de poder y las posibilidades de coexistencia entre diversas especies.

➡️ ¿Ya recibes las noticias en WhatsApp? ¡ES GRATIS!

Ha expuesto su trabajo en México, España, Italia, Austria, U.S.A, Taiwán, República Dominicana, Costa Rica, Ecuador, Venezuela y El Salvador. Tiene una Maestría en Producción y Enseñanza de las Artes Visuales por la Escuela Superior de Artes de Yucatán.

Visita la exposición “Florescencias radicales, las plantas tienen ojos” de Vanessa Rivero, de martes a domingo de 10:00 a 18:00 horas.



Únete a nuestro canal de YouTube

Continúa en La Tallera la exposición “Florescencias radicales, las plantas tienen ojos” de la artista Vanessa Rivero, un proyecto de sitio específico, con elementos escultóricos, para el jardín del museo. Esta exposición, forma parte del ciclo América espectrópical que parte del borramiento del mural América tropical, pintado por David Alfaro Siqueiros en Los Ángeles, California, en 1932.

Vanessa realiza una exploración artística medioambiental, que resulta de una residencia que realizó en La Tallera, con el objetivo de generar intervenciones escultóricas y ecológicas en el jardín del museo, las cuales cuestionan la relación del ser humano con la naturaleza y la pedida de capacidad de asombro.

“Es una intervención en el Jardín de La Tallera, y la idea es hacer una reflexión profunda sobre qué es un jardín, qué organismo lo habitan, cómo podemos reflexionar sobre la vida que se encuentra afuera, los microorganismos, la inteligencia vegetal, los sistemas de colaboración entre las plantas y los animales, y cómo se va armando estas redes”, expresó Vanessa Rivero.

La creadora artística hace un llamado a que en lugar de considerar a las plantas sólo como objetos de ornato, debemos reconocer las características sensoriales de las plantas y entenderlas como seres vivos con los que compartimos el mundo, y quienes han mostrado mayor capacidad que los seres humanos, para leer el medio ambiente y actuar en consecuencia, Asimismo, esta iniciativa busca dar visibilidad a los microorganismos que sostienen la salud de la Tierra, la del mundo vegetal y la de nuestros cuerpos animales.

Vanessa Rivero destacó que la exposición consta de diferentes partes distribuidas en todo el jardín que se ubica en la parte trasera de La Tallera, entre ellas una intervención en la parte de arriba de la casa y una diversidad de obras, entre piezas escultóricas y dibujos, ya que en su práctica explora mucho sobre los límites del dibujo y cómo se va a la escultura y hasta la instalación.

“Son piezas de barro y arcilla que pusimos en todo el jardín, haciendo referencia a la vida dentro de las plantas para que el espectador vaya pensando, sintiendo, e imaginando, eso que no vemos generalmente, pero que son organismos que se comunican entre ellos, encuentran sus alimentos y tienen una inteligencia amplia, la humedad, los químicos, las raíces de la vegetación donde encuentran las plantas y todo lo que necesitan”.

Asimismo, incluye un audio en colaboración con Alejandro Castilla y la intervención en la fachada que es una serie de jeroglíficos cromosomáticos encriptados, porque viene de una pieza sobre los cromosomas.

“Son 23 dibujos diferentes que en distintos espacios toman una forma diferente y hacen relación al lenguaje en otro nivel, todo esto que propongo y que tiene una mayor conciencia de la comunicación entre las plantas y los animales, una especie de lenguaje encriptado”.

Vanessa Rivero suele incluir piezas de otras exposiciones porque es una investigación muy larga que comenzó oficialmente en 2015 en referencia a nuestra relación con la naturaleza, ya que todo es la continuación de su Proyecto Sitpach, una bitácora de observación e investigación a través del arte para pensar sobre la inteligencia animal y vegetal, la coexistencia, el respeto y la construcción de espacio.

“Pensar en la importancia de un jardín en un museo, un espacio diseñado y pensar cómo lo podemos transformar para que responda a la crisis del momento, en esta ocasión, en La Tallera incluimos un Jardín para polinizadores, una Residencia para bichos y todo lo relacionado a la inteligencia de las plantas, porque nuestra vida depende de todos estos seres, y de repente se nos olvida”.

Es así como la artista, tiene el objetivo de brindar un recorrido para que el espectador pueda observar, ya que hemos perdido la capacidad de asombro y es algo de lo que le interesa recuperar, y ver las comunidades que se van formando aquí.

Acerca de la artista:

Vanessa Rivero (1976) Artista multidisciplinaria, vive y trabaja en Yucatán (México). Su investigación se desarrolla a partir del dibujo y el estudio del espacio. Utiliza distintos medios como la escultura, la fotografía, el video y la edición de libros para concebir instalaciones de sitio específico y ensayos visuales. Estudia elementos de culturas diversas y campos de conocimiento relacionados con las formas de percibir la naturaleza desde la experiencia individual y colectiva, las estructuras de poder y las posibilidades de coexistencia entre diversas especies.

➡️ ¿Ya recibes las noticias en WhatsApp? ¡ES GRATIS!

Ha expuesto su trabajo en México, España, Italia, Austria, U.S.A, Taiwán, República Dominicana, Costa Rica, Ecuador, Venezuela y El Salvador. Tiene una Maestría en Producción y Enseñanza de las Artes Visuales por la Escuela Superior de Artes de Yucatán.

Visita la exposición “Florescencias radicales, las plantas tienen ojos” de Vanessa Rivero, de martes a domingo de 10:00 a 18:00 horas.



Únete a nuestro canal de YouTube

Local

Mauricio Rodríguez buscará ser presidente del Comisariado Ejidal de Cuautla otra vez

El actual comisariado asegura que la ley no se lo impide, pese a que su nombramiento fue impugnado en las elecciones pasadas

Local

Por contaminación del río Cuautla, la tortuga casquito busca un nuevo hogar

Autoridades de Morelos buscan nuevo hábitat para la tortuga casquito debido a la contaminación del río Cuautla

Seguridad

Ataque armado en Tlayacapan deja dos heridos: una niña y un adulto

Violencia en Santa Ana: dos heridos por disparos en la madrugada del domingo

Local

Migrantes enfrentan depresión en el extranjero: Fuerza Migrante

Verónica Giles Chávez, directora de “Fuerza Migrante”, habla sobre la necesidad de brindar apoyo emocional a los migrantes morelenses

Local

Paraíso natural en Cuautla: Paseos y actividades diversas en la ribera del río

Explora el andador de la ribera del río Cuautla, un lugar perfecto para correr, pasear a tus mascotas y disfrutar de la naturaleza

Local

En honor a San Pedro habrá carreras de cintas en Jantetelco

Las tradicionales carreras de cinta serán el 28 de junio, en honor a San Pedro