/ lunes 22 de marzo de 2021

[Emprende y Emplea] Ventajas y desventajas de las ventas en línea

A consecuencia de la contingencia sanitaria varias tiendas tuvieron que cerrar, por lo que ofrecer sus productos a través de las redes sociales fue una opción

De acuerdo a la organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) en el 2019 México se colocó como el segundo mejor país para emprender, de ello que según datos del INEGI se estima en todo el país hay alrededor de 3.9 millones de establecimientos micro, pequeños y medianos.

Sin embargo, para el 2019 el número de establecimientos registrados era de 4.9 millones; sin embargo, debido a la contingencia sanitaria por Covid-19 tuvieron que cerrar de manera definitiva un millón de ellos.

De acuerdo al INEGI, alrededor de 1.3 millones de mujeres perdieron su empleo, no obstante esto hizo que muchas de ellas decidieran emprender.

Para ello, su elección fue empezar a vender en línea a través de las distintas redes sociales, siendo Facebook una de las principales.

¿Qué es mejor? ¿Vender en línea o por internet?

De acuerdo a Forbes México, las ventajas de vender en línea son muchas, como que resulta más económico que el tener un negocio físico, además de que el poder montar el negocio es mucho más rápido.

Ya una vez montado el negocio en línea, éste es accesible a cualquier hora del día y durante toda la semana.

Existe la posibilidad ser el propio jefe y se tiene flexibilidad total ya que se puede trabajar en cualquier lugar y a cualquier hora, pero sobre todo el negocio puede ser conocido por todo el mundo.

Sumado a ello, los gastos son muy pocos ya que solo se gasta en conexión a Internet, la compra del dominio, el diseño de la web y los costes de mantenimiento.

Pero así como tiene ventajas, también tiene desventajas, siendo la mayor de ellas, de acuerdo a Forbes, la alta competitividad, además de que no hay garantías de éxito.

En cambio, el tener un negocio físico también tiene ventajas, una de ellas es la seguridad, ya que el cliente se sentirá más segura al comprar en un negocio establecido y físico que por internet, sobre todo por el tema del fraude.

El tener un negocio físico conlleva a muchos gastos como el pago de renta mensual, inversión en productos, pago de servicios de luz, agua, teléfono, internet, así como impuestos, sueldos a empleados y hasta seguro.

Sin embargo, la posibilidad de poder ver y probar los productos para realizar una compra hace que el negocio físico siga siendo una de las mejores opciones para emprender, ya que en línea esto no se puede hacer.

De acuerdo a la organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) en el 2019 México se colocó como el segundo mejor país para emprender, de ello que según datos del INEGI se estima en todo el país hay alrededor de 3.9 millones de establecimientos micro, pequeños y medianos.

Sin embargo, para el 2019 el número de establecimientos registrados era de 4.9 millones; sin embargo, debido a la contingencia sanitaria por Covid-19 tuvieron que cerrar de manera definitiva un millón de ellos.

De acuerdo al INEGI, alrededor de 1.3 millones de mujeres perdieron su empleo, no obstante esto hizo que muchas de ellas decidieran emprender.

Para ello, su elección fue empezar a vender en línea a través de las distintas redes sociales, siendo Facebook una de las principales.

¿Qué es mejor? ¿Vender en línea o por internet?

De acuerdo a Forbes México, las ventajas de vender en línea son muchas, como que resulta más económico que el tener un negocio físico, además de que el poder montar el negocio es mucho más rápido.

Ya una vez montado el negocio en línea, éste es accesible a cualquier hora del día y durante toda la semana.

Existe la posibilidad ser el propio jefe y se tiene flexibilidad total ya que se puede trabajar en cualquier lugar y a cualquier hora, pero sobre todo el negocio puede ser conocido por todo el mundo.

Sumado a ello, los gastos son muy pocos ya que solo se gasta en conexión a Internet, la compra del dominio, el diseño de la web y los costes de mantenimiento.

Pero así como tiene ventajas, también tiene desventajas, siendo la mayor de ellas, de acuerdo a Forbes, la alta competitividad, además de que no hay garantías de éxito.

En cambio, el tener un negocio físico también tiene ventajas, una de ellas es la seguridad, ya que el cliente se sentirá más segura al comprar en un negocio establecido y físico que por internet, sobre todo por el tema del fraude.

El tener un negocio físico conlleva a muchos gastos como el pago de renta mensual, inversión en productos, pago de servicios de luz, agua, teléfono, internet, así como impuestos, sueldos a empleados y hasta seguro.

Sin embargo, la posibilidad de poder ver y probar los productos para realizar una compra hace que el negocio físico siga siendo una de las mejores opciones para emprender, ya que en línea esto no se puede hacer.

Local

Podría incrementar costo de la tortilla

El precio de la tortilla, podría llegar incluso, a los 26 pesos por kilo

Local

Esperan finalizar la zafra para el 20 de mayo

La meta de los productores para este año es moler más de 750 mil toneladas de caña

Local

[Mundo Geek] Tiendas de apps aumentan sus ventas en pandemia

Informes de Games Industry posicionan a Timi Studios, de Tencent, como la desarrolladora más grande en la actualidad

Local

Desinterés presente en elección de magistrados del Poder Judicial

La diputada Ariadna Barrera Vázquez, reconoció que sus homólogos estarán imposibilitados de salir a campaña electoral mientras sigan teniendo presente

Local

Vacunas para los 36 municipios del estado

Con cinco puestos de vacunación se llevará a cabo la jornada en el municipio de Ayala

Local

Mireya Gally Jordá toma las riendas del Impepac

Este sábado el Impepac tendrá nueva titular

Política

En debate | Biométricos para telefonía móvil

El registro del número de una línea telefónica móvil en el Padrón Nacional de Usuarios será obligatorio para el usuario con sus datos personales y biométricos

Aderezo

A cocinar canciones

Gabriela Ruiz lanzó Siempre Carmela, un proyecto que lleva la comida de sus restaurantes a domicilio y luego apostó por los lives en redes sociales.